¿Es cierto que el estrés afecta a la piel?

Comments off 740 Views0


SKINDERMA_ESTRES AFECTA PIEL

Dermatip del día: ¿Es cierto que el estrés afecta a la piel?

La respuesta es sí. Aunque el estrés no causa enfermedades, si puede desencadenar o empeorar cualquier enfermedad, no sólo las de la piel.
El estrés es una respuesta del cuerpo a situaciones que lo amenazan. En cierta manera el estrés es bueno porque ayuda a mantener alerta al organismo, pero cuando se mantiene un nivel de estrés constante, durante un tiempo prolongado, es cuando se vuelve malo para la salud y bienestar.
La conexión mente-cuerpo es muy importante y explica en gran parte por qué el estrés se manifiesta en la piel y otros órganos del cuerpo. El estrés está muy relacionado con la respuesta del sistema inmunológico. Cuando estamos estresados, el sistema inmunológico decae o se altera, por eso cualquier enfermedad empeora en los momentos de estrés.
Algunas veces no se percata uno del estrés, pero éste se refleja como pérdida de apetito, disminución de la libido, alteraciones del sueño o insomnio, cambios de humor, contracturas musculares, etc.
El estrés también contribuye al aumento de radicales libres en el cuerpo, que se sabe son una de las principales causas de envejecimiento prematuro. También provoca la liberación de sustancias inflamatorias como la histamina que causa ronchas en la piel y además tiene un impacto en la digestión, ya que cuando se está estresado el cuerpo no absorbe bien los nutrientes y las impurezas no digeridas se acumulan más rápido de lo que se eliminan.
Las enfermedades de piel más relacionadas con estrés son: acné, dermatitis atópica, psoriasis, alopecia areata, vitiligo, hiperhidrosis, dermatitis seborréica, herpes labial y urticaria. Algunos estudios indican que también hay una conexión significativa entre el estrés emocional y el riesgo de padecer cáncer de piel.
Es un hecho que cuando los dermatólogos tratamos las enfermedades de la piel que se relacionan con estrés, al mismo tiempo recomendamos medidas antiestrés y así el problema de la piel mejora mucho más rápido.
Algunas medidas antiestrés son:
1) Llevar una buena alimentación –no saltarse comidas, no ingerir demasiada cafeína ya que estimula la producción de adrenalina y causa que los poros se tapen. La dieta debe ser balanceada incluyendo hojas verdes, frutas y vegetales, granos, lentejas y aceite de oliva. Todos estos tienen abundantes antioxidantes que ayudan a combatir los radicales libres.
2) Dormir bien – Suficientes horas de sueño pueden ayudar a recargar y rejuvenecer al cuerpo. La pérdida de sueño provoca piel marchita y ojeras oscuras. Cuando se batalla para conciliar el sueño, un baño caliente ayuda a liberar estrés y favorece el poder dormir bien.
3) Hacer ejercicio – es la mejor manera de canalizar el estrés. El ejercicio otorga muchos beneficios al cuerpo, pero además ayuda a secretar endorfinas positivas que dan una sensación de bienestar, vitalidad y alegría. El ejercicio aeróbico o de resistencia, que aumentan el ritmo cardiaco, son los que mejor ayudan a producir y secretar endorfinas.
4) La risa – es otra forma de liberar gran cantidad de endorfinas. Algunas personas la refieren como el remedio infalible a enfermedades, y en algunos hospitales se usa la terapia de la risa para ayudar a los pacientes, ya que la risa eleva el sistema inmunológico.
5) Técnicas de relajación – éstas incluyen masajes, escuchar música suave, caminar al aire libre en la tarde-noche, salir con los amigos, aromaterapia, baños de inmersión, acupuntura, té de hierbas, meditación, etc.
Recuerda que cuando la vida cotidiana presenta mucho estrés, es necesario cuidarse de uno mismo porque el sistema inmunológico no está trabajando al 100%. En lugar de aguantar el estrés, mejor crear una estrategia de cuidado diario para ayudar al cuerpo a sobrellevar la situación estresante sin que llegue a repercutir en la salud.